Estilo ecléctico en su estado puro

Debo reconocer que el estilo ecléctico es uno de mis favoritos, cuando vi la casa de la interiorista Marie Olsson Nylander en la revista Residence, realmente quede enamorada de su interior. Es tan perfectamente ecléctica y original.

Su dueña una amante de los viajes al lejano oriente, fué adquiriendo piezas culturales de aquella parte del mundo y los ha combinado en un perfecto equilibrio logrando una casa llena de armonía dónde cada pieza luce por sí misma.

Tanto a ella como a su marido son amantes de lo antiguo y lo desgastado, creen que las piezas terminan con ese aspecto por su uso y su historia.

Cada rincón es una inspiración para que diseñes tú Estilo ecléctico:


Abrieron toda la plata baja y abrieron el techo para colocar la escalera. Marie encontro ésta escalera antigua que la coloco uniendo las plantas y otorgándole un gran protagonismo en la casa.


La escalera la consiguió a través de un artesano, antiguo piloto, que se encarga en la restauración de viejos edificios


La pintura oriental la compró Marie en la Feria de Antigüedades en Helsingborg . Coloca una antigua butaca de cuero. Y las puertas son antiguas y recuperadas.


La combinación de un antiguo escritorio de madera con la silla de diseño de Harry Bertoia


La casa situada en un pueblo sueco llamado Helsingborg, en las afueras y con unas vistas increíbles.


El mueble antiguo de color turquesa y decapado, cumple la función de isla dándole un toque de absoluta originalidad a la cocina


Perfecta combinación de elementos, las sillas modernas con una mesa antigua de madera, el espejo dorado con marco trabajado de estilo romántico y la icónica lámpara ARCO


La luz del techo es un clásico de Ingo Maurer.


Un original y colorido cuadro de un artista sueco, combinado con un antiguo banco de gimnasia


La zona de escritorio y trabajo cargada de recuerdos y fotografías de la familia.


La luz en la habitación de Otto , Marie la creo con piezas de tela de Ikea.


Opto por no colgar el espejo a la pared, sino dejarlo apoyado dándole un toque más original al dormitorio.


Sillón de terciopelo de la década de 1970 adquirido en un anticuario

¿Que te ha parecido la masa de Marie Olsson Nylander?

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *